Viernes, Febrero 1, 2013

Con el día número 13 inicia la última semana de rodaje de nuestro plan! Esto significa que al llegar al próximo miércoles habremos terminado el 90% de nuestro rodaje.

Me concentro en lo que ocurrió el día de hoy.

El primer día de la última semana se vino con toda. La locación: obra de Bosque Arroyo en la 175 con 7a. Allí íbamos a capturar la vida de trabajo de Luis y su amigo Ramiro. Ambos obreros, amigos del barrio pero con presentes distintos. Para estas escenas Luis (Alejandro Aguilar) se dedicó a hacer un trabajo de campo comprometido, trabajando en diferentes obras y oficios de albañilería, con el fin de llegar con la atmósfera de nuestro obrero.

El primer plano del día, ocurría bajo un hermoso sol en la mañana. Veíamos, de forma documental, como los obreros desaparecían hacia el interior de los edificios que, entre todos, construyen.

Como ha ocurrido con muchas locaciones, no las conocía hasta no llegar allí a rodar. Esto hace que se pierda algo de tiempo mientras veo la locación, escojo un lugar, y con Eduardo, definimos el plano. La estrategia del día consistía en rodar en forma cronológica lo que ocurriría en la obra. Se trataban de dos días dramáticos, en los que se veía cómo los obreros llegaban, se cambian, inician labores, almuerzan, descansan, se juegan un juego de fútbol al medio día, regresan a las labores y se marchan. Así que rodaríamos los exteriores de llegada, almuerzo y juego, para luego sumergirnos al interior de la obra.

La construcción de Bosque Arroyo consiste en una serie de torres de apartamentos de cinco pisos, algunas ya terminadas, otras en plena etapa de construcción. De esa manera tuvimos casi todos los procesos perfectos para nuestros personajes.

Filmar de manera documental es todo un asunto, pues todo ocurre de forma rápida, sin pausas, al ritmo de lo que el tiempo nos somete. No podemos planear, tan solo capturar lo que ocurre. El rodaje de hoy tenía un poco de eso, además de algunas puestas en escena para los diálogos.

Los actores, Alejandro Aguilar (Luis) y Roger Moreno (Ramiro), se comprometieron totalmente: cuando les dije de la posibilidad de hacer una de las escenas de dialogo en lo alto de un andamio en el piso cinco, no dudaron en armarse de arnés y línea de vida, cinco metros arriba. Además de hacer una gran escena, se veía el oficio del obrero en su perfecta acción.

El día se fue oscureciendo (Ya va cambiando el clima en Bogotá!!) cuando llegué a esta ciudad a principios de diciembre, llegué a creer que tendría una película soleada, con el azul del cielo constante y los hermosos atardeceres de la capital, pero a medida que avanzaba el final del mes de enero y ahora en el inicio de febrero, veo como las nubes se apoderan del firmamento. Hoy, por primera vez nos llovió, interrumpiendo la continuidad de un plano, y llevándonos a un interior para resolver otro.

La jornada terminó con un enorme plano secuencia que atravesaba el interior de la obra, mientras Luis carga una carreta limpiando las áreas de trabajo, y otro más de Ramiro en la oficina del ingeniero de la obra.

Hoy hicimos se todo en esta locación: planos secuencia, hermosas composiciones y encuadres, escenas con diálogos en medio de la obra, escenas documentales, etc! Un gran día en el inicio de la última semana de rodaje. Agotados regresamos a nuestras casas, igual que los obreros de este país que construyen y sostienen nuestras economías en el tercer mundo. Un abrazo a los obreros que nos ayudaron el día de hoy, a la constructora e ingenieros que nos brindaron apoyo.

Aquí el día 13 en vídeo:

Gracias por leer y compartir este diario…

Alexander Giraldo
(Director/Guionista)
@AlexGiraldo180

Leer el día 14:

Facebooktwitter